Es importante mencionar que esta persona ha sido señalada de maltratar al pueblo, cometer actos de corrupción, apropiarse de mercancía en nombre de la Sundde, acciones que van en contra de los principios y valores éticos de la Revolución.

La información fue suministrada por diferentes representantes de las comunidades de la parroquia Guasdualito, municipio Páez en el estado Apure, espacio donde Mirabal actúa fraguando delitos como la falsificación de documentos institucionales y porte indebido de uniforme.

Por lo antes expuesto se ha ordenado la inmediata investigación ante los organismos competentes. El superintendente Contreras reitera, el llamado a la ciudadanía a ejercer la denuncia como derecho y manifiesta su compromiso como máxima autoridad de la institución que dirige en la lucha contra la corrupción y las prácticas que inciten a la comisión de delitos.

De acuerdo con lo previsto en el capítulo VI del Código Orgánico Procesal Penal, en su artículo 213, será castigado con prisión de dos a seis meses aquella persona que cometa usurpación de funciones, títulos u honores.

Asimismo, el artículo 214 del mismo texto jurídico especifica que quien use indebida y públicamente hábito, insignias o uniformes del estado clerical o militar, de un cargo público o de un instituto científico, y el que se arrogue grados académicos o militares, será castigado con multa de cincuenta Unidades Tributarias (50 U.T.) a un mil Unidades Tributarias (1.000 U.T.).